jueves, 29 de mayo de 2014

¿NOS FALTAN LÍDERES?



                       

Una pregunta que muchos nos hacemos ante el desastre mayoritario de autoridades que tenemos. Pero, si nos acercamos a otros aspectos de la vida, lo mismo nos cuestiona la realidad religiosa,  cultural, social, educativa etc… que  nos rodea.
Este es un  tema que ya he tratado un día por  radio Fe y Alegría con las 26 personas que llamaron por teléfono en 55 minutos de programa. Y sinceramente todas las respuestas  dijeron que lamentaban esta ausencia.
Nos faltan líderes, pero ¿por qué?
Porque  nuestra sociedad está enferma. Porque la mejor cantera de líderes que podría ser  una universidad de verdad está contaminada de indiferencia y politiquería. Porque en la política existen pocos que  nos sirvan de ejemplo. Porque el consumismo arrasa con todo. Porque el gobierno de la dictadura  mató toda iniciativa con las torturas y desaparecidos, y el de ahora hace lo mismo entre los indígenas y campesinos con el asesinato selectivo de los líderes con las impugnaciones y presos políticos como los de Marina Kue. Si esto sigue así, lo mismo nos sucederá a los citadinos. Porque  nuestra educación es pésima en los grados inferiores. Porque la extendida pobreza va anulando  a muchos en los valores humanos con que nacieron. Porque los partidos políticos en lugar de ayudar a crecer a la juventud que se le acerca, la estropean con la corrupción  de sus dirigentes.
Todo esto me preocupa mucho en el Paraguay no porque el líder sea lo principal. Son las bases, el Pueblo unido abajo, el que hizo las revoluciones. Pero, necesitaron líderes que los inspiraran.
Escribo estas ideas que reconozco son incompletas y discutibles pero, por eso, precisamente lo hago. Ojalá sean elementos que ayuden al debate sobre el liderazgo entre los grupos que van creciendo en número y calidad.
Y que no se olviden algo esencial para discutir: ¿qué es un líder? Y, por ahí, hay que comenzar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada