jueves, 13 de marzo de 2014

NO QUEREMOS PRESOS POLÍTICOS

 



Preso político  es aquella persona que no ha cometido ningún delito penado por la ley, pero  que al Poder le conviene que  esté privado de su libertad como revancha personal o para meter miedo a otros y así mantenernos sometidos.
Y porque no hay delito disimulan su falta achacándoles explícita o implícitamente ideas que no les conviene a los poderosos. Son líderes campesinos, universitarios, obreros o religiosos, que les conviene tenerlos callados.
Por supuesto que a estos añadirán luego causales falsas para mantenerlos encerrados durante años en penitenciarias.
La masacre de  Marina Kue tuvo como fin tener una excusa para el  golpe y atemorizar a los campesinos en su lucha  por tener tierras. Allí ni los policías asesinaron a  los campesinos ni estos a los policías. Hubo  una tercera fuerza, sicarios o infiltrados, que mataron a las suficientes personas para crear el golpe  y para frenar las invasiones.
Tuvieron en sus planes un fallo. Aquellas tierras se descubrieron que son fiscales. El operativo, juntó a más de 250 policías,  muchos.
Se investigó la fiscalidad de las tierras de Marina Kue, donde ocurrió todo.  Y, después de diversas gestiones de  la empresa Campos Morombí, la Corte Suprema de Justicia, impidió que el INDERT aportara los datos que tiene en la Audiencia Preliminar.
Algo absurdo, porque si las tierras son fiscales no hay delito penal de invasión.
El lunes 10 visitamos al Presidente de la Corte Suprema de Justicia para que retirara el impedimento de declarar el INDERT. Se nos dieron buenas palabras. Todavía esperamos la respuesta.
Mientras tanto cinco compañeros están en menos de un año dos veces en huelgas de hambre indefinidas. Demasiado para que la resista un cuerpo humano.
Esta es la situación cuando mañana se cumple un  nuevo aniversario de la masacre.
¿Qué va a hacer ud. ante estas injusticias?
Ciertamente cada uno, en su conciencia, debería tomar su decisión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada