miércoles, 4 de mayo de 2011

"EL BANCO ES EL SANTO"



Cada uno es libre para decir lo que quiera y reírse y reírnos con él sobre sus palabras. Últimamente estamos soportando un spot televisivo que se refiere a las ventajas y facilidades que dan los Bancos. Y, por favor, no me estoy refiriendo a los bancos, cómodos o incómodos de nuestras pocas plazas, sino a los Bancos que manejan la plata.

Los mismos Bancos que en los últimos años hicieron verdaderas filigranas financieras para ganar desmesuradamente. Y con tanto éxito que fundieron la economía. También con tales privilegios que fueron los primeros y en los que más plata invirtieron los gobiernos para el salvataje de la crisis económica mundial.

En una parodia de un posible Contrato Social para el siglo XXI, después de la crisis, alguien que había sufrido sus consecuencias escribió con cierta ironía “Acepto remunerar generosamente a los Bancos para que inviertan generosamente mi plata a sus conveniencias y que no me den dividendos de sus gigantescas ganancias (ganancias que servirán para atracar y comprar a los países pobres). Acepto también que me descuenten una fuerte comisión por prestarme la plata que proviene exclusivamente de otros clientes”.

Invito a que algún profesor ponga el spot de “el Banco es el santo” y que, luego escriba para analizar el texto anterior. Le habrá dado a sus alumnos una muy buena vacuna contra el tipo de sistema económico que padecemos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada