viernes, 27 de mayo de 2011

ACIERTOS Y LIMITACIONES DE LOS INDIGNADOS



Me estoy refiriendo al M-15, que ha convocado a centenares de miles de españoles.

El mayor acierto es que vive una indignación preñada de esperanza (“es posible”), vivida por ciudadanos comunes y al margen de cualquier vínculo con el poder. Embrión madre del que nació, naturalmente, todo lo demás.

Significó también, una gran novedad. Nadie sospechaba que pudiera brotar de una juventud calificada de indiferente. Y que de una juventud individualista, brotara de pronto un colectivo con lazos muy fuertes.

Todo con un estilo muy interesante. Estaban indignados pero, sin crispación. Discutían mucho, pero sin violencia. Tenían la apariencia de un botellón, cuando en realidad era una gran asamblea, sin alcohol y con mucha alegría. Usando la tecnología más moderna y ganando simbólicamente un lugar geográfico: la plaza más importante de cada ciudad.

Comparativamente con la rebelión joven en los países norteafricanos, en estos luchaban los jóvenes contra una persona dictadora, en España contra un sistema que los había agraviado.

Sobre sus limitaciones, voy a esperar varios días para profundizar más objetivamente todo esto. Y la respuesta la va a dar la misma realidad. ¿Influyeron en las elecciones del domingo 22?. ¿Conseguirán algún cambio o se disolverán sin dejar huellas?.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada