miércoles, 19 de enero de 2011

NECESITAMOS UN PARTIDO CON UN PLAN PARAGUAY


Por supuesto un Plan país que no sean simples promesas, sino algo bien fundamentado y articulado y que sea discutido con la participación del Pueblo. Y lo necesitamos para el año 2.013.

Ya hemos sufrido la primera decepción.

Uno de los partidos tradicionales, de tinte prebendarista, lo cual no le daba ningún porvenir, va eligiendo ser un partido financista. Al estilo del Berlusconi italiano, pero a la paraguaya. Decisión que tampoco inspira confianza para la mayoría del Paraguay, que incluye dos millones de pobres.

Y por su parte, el otro partido tradicional, tampoco hace esfuerzos para un Plan País, sólo busca cómo aprovecharse de las divisiones de su contrincante para sustituirlo.

Todo menos pensar con los mejores hombres y mujeres de la nación un Plan Paraguay, que se debatiera desde ese partido con todos los ciudadanos sin discriminación y que logrando la aceptación mayoritaria, fuera presentado en las elecciones del 2.013 para la aprobación.


El Pueblo, la Sociedad Civil que va abriendo los ojos, contempla todo esto. Se ríe con las sillas voladoras de la última reunión partidaria, pero se entristece porque la clase política parece no saber hacer otra cosa.

Este es uno de los artículos que hubiera querido no tener que escribir en el Bicentenario. Hubiera deseado otra realidad política.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada