martes, 9 de febrero de 2010

LA HERENCIA RECHAZADA

Cuando hemos recordado los 21 años de la caída del dictador, varios me hablaron de la “maldita” herencia que todavía soportamos de el. Se referían a la corrupción, prebendarísmo, clientelismo, enriquecimiento ilícito, etc. etc… del dictador y de quienes pertenecieron activamente a un partido que fue dominado a cambio de favores. Por supuesto que a los colorados honestos pronto los dejaron fuera de esta piñata, hasta el día de hoy.

Paralelamente, al 3 de febrero algunos candidatos adelantaron ilegalmente sus campañas para intendentes de Asunción. Uno, criticó fuertemente a los que no aceptan “las grandes obras que fueron construidas bajo el mandato de mandatarios colorados”. Suponemos que alguna habrán hecho, pero todas embadurnadas, por decirlo educadamente, con la maldita herencia. Un ejemplo de esto es el Tratado de Itaipú.
Por esto, vuelvo a repetir que el Pueblo paraguayo sigue esperando recibir las excusas convenientes del partido colorado por la herencia suya que rechazamos y que tanto mal hizo al Paraguay y nos sigue haciendo.

La Iglesia ha pedido perdón por sus fallos, Alemania por el asesinato de millones de judíos. ¿Seria mucho pedir que un partido, una parte de la ciudadanía, no diera excusas por habernos sepultado a todos como vice campeones mundiales de la corrupción y uno de los países más pobres de A.L.?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada